La Declaración de Fuji para un mundo en Paz

Posted on Actualizado enn

Afirmación de la necesidad de despertar la chispa divina en nosotros mismos, y alentar al despertar de la humanidad como un todo

La Declaración de Fuji es un alianza internacional de individuos y organizaciones, unidos por un compromiso para vivir y colaborar hacia el desarrollo de un Mundo mas armonioso y próspero.

Es un llamado a despertar nuestra luz interior hacia un Mundo de Unidad y Diversidad. Es una fuente de inspiración hacia el futuro de Paz.

Presentación de la Declaración de Fuji…Una carta abierta de Masami Saionji

Momento a momento y sin cesar, el mundo sigue cambiando. Nadie puede detener los cambios. La pregunta es: ¿en qué dirección nos llevan estos cambios? ¿Están abriendo las puertas hacia un futuro maravilloso o nos conducen a la ruina y la devastación?

Durante el siglo XX el mundo ha experimentado un rápido desarrollo en la cultura material y la civilización. Sin embargo, debido al predominio de los valores materialistas y la prioridad que hemos dado a la expansión económica, la humanidad ha seguido un camino muy peligroso.

Hasta ahora, casi todo el mundo se ha esforzado por poner sus manos sobre los limitados recursos materiales, recursos que son escasos. En lugar de extraer los infinitos recursos  que están en nuestro interior, la mayoría de nosotros hemos puesto nuestras miras en objetivos materialistas, comodidades físicas que hacen más agradable nuestra vida: dinero, terrenos, casas, coches, cosas ricas para comer, posición, fama, control sobre los demás. Para un gran número de personas, estos objetivos son la razón última de su existencia.

Debido a que nuestro pensamiento se basa en la creencia en la limitación, hemos creado una forma de vida donde todo es escasez: falta de alimentos, falta de dinero, falta de salud, falta de amistad, falta de amor. Ahora, en todo el mundo, podemos ver los resultados de esta forma de vida. Podemos ver pobreza generalizada, enfermedad, codicia, catástrofes y destrucción del medio ambiente. Y esta situación sigue creciendo día a día y se hace cada vez más grave.

¿Por qué hay tanto sufrimiento? ¿Por qué hay tanta discriminación, desconfianza y descontento? Todo esto, en mi opinión, es el resultado de nuestra creencia en la limitación. Al luchar unos contra otros para obtener limitados beneficios, hemos adoptado la regla de la “supervivencia del más apto” y nos dejamos controlar por ella. Han surgido divisiones entre ganadores y perdedores, débiles y fuertes, ricos y pobres. Los que podían captar la mayor parte de los bienes podían disfrutar de una vida de comodidad, mientras que los otros se quedaban con las manos vacías. E incluso cuando logramos más beneficios materiales de los que nunca podríamos usar, vivimos con el constante temor a perderlos.Nuestro abuso de la gran naturaleza nos ha llevado a donde la tierra está, en peligro de perder su existencia. ¿Qué vamos a hacer? ¿Cómo podemos cambiar de dirección a estas alturas?

Algunas personas sienten que podemos cambiar el mundo haciendo frente a cada problema y remediar las condiciones tangibles una por una. Sin embargo, a menos que hagamos un cambio fundamental en la forma de pensar que las originó, esas mismas condiciones seguro que resurgirán de nuevo.

¿Cómo, entonces, podemos cambiar nuestras actitudes subyacentes? ¿Cómo podemos reavivar nuestro propio corazón? Siento que nuestra única opción es volver a nuestro punto de partida y comenzar de nuevo. Tenemos que buscar profundamente dentro de nosotros para encontrar lo que es duradero y real.

En primer lugar siento que tenemos que pararnos y reflexionar sobre lo que cada corazón humano quiere. A menudo escuchamos que la gente clama por sus derechos, exigiendo libertad e igualdad. Sin embargo, ¿qué valor tienen la libertad y la igualdad, a menos que las usemos bien? Tenemos que despertar y ver que, tarde o temprano, tendremos que asumir la responsabilidad de los resultados de todas nuestras decisiones—todo lo que hemos dicho y hecho.

Para vivir de manera responsable, en primer lugar, cada uno de nosotros tiene que conocer la dignidad de nuestra propia y preciosa vida. Esto, creo yo, es nuestro punto de partida. Y cuando podemos sentir la dignidad de nuestra propia vida, inevitablemente, tendremos una sensación de admiración hacia las vidas de los demás. Hoy en día, la mayoría de nosotros hemos olvidado esta sensación de admiración, respeto y amor. La mayoría están todavía dominados por el miedo y el egoísmo. Para la mayoría, el pensamiento-guía es “Mientras yo esté bien, lo demás no importa”.

La hostilidad, la discriminación, el caos y la codicia que invaden este mundo vienen de la misma fuente: la pérdida de respeto por la vida de los demás. Aquí y ahora, cada ser humano tiene que comenzar de nuevo y empezar a preocuparse por el futuro de la humanidad. Cada ser humano tiene que dar un solo paso hacia adelante. No tiene que ser un gran paso, sólo algo que seamos capaces de hacer. Desde el momento en que damos el primer paso, nuestras vidas comienzan a cambiar. Paso a paso, la duda será reemplazada por la confianza, el rencor se convertirá en perdón, la discriminación se transformará en respeto y la hostilidad en conciliación.

Ya no estamos viviendo en una era donde es suficiente con que nos sintamos en paz con nosotros mismos. A partir de ahora, todos y cada uno de nosotros tenemos que unirnos para afirmar la dignidad de la vida. Lo que yo sugiero es unir a las personas del mundo, con una carta a escala global que trascienda todas las diferencias de origen étnico, credo, religión y forma de pensar, y alcance a todos los corazones humanos.

La paz que nosotros, los seres humanos, buscamos se basa en la dignidad de nuestra propia vida y la reverencia por la vida de los demás. Espero que ahora, cada uno de nosotros aprovechemos la oportunidad de dejar de lado nuestros sentimientos de egoísmo y codicia, y reavivemos nuestro espíritu perdido de amor humanitario, uniendo nuestras manos en la afirmación de la inmensidad de nuestra innata naturaleza sagrada.

¿No es este el mejor momento para que regresemos a nuestro punto de partida y creemos una forma de vida que afectará positivamente la vida de la próxima generación? ¿No debemos legarles un mundo lleno de grandes esperanzas para el futuro? Poder hacer esto o no llegar a hacerlo depende de las elecciones que hagamos en el momento actual.

Aquí, me gustaría invitar a todos a sumarse a la Declaración de Fuji, una afirmación de la dignidad de nuestra propia vida y de la admiración que sentimos por la vida de los demás. Esta declaración se creó como una expresión de amor y respeto hacia toda la humanidad. Nos ofrece la oportunidad de que cada uno de nosotros se convierta en un “hacedor de cambio” que reavive la chispa divina en cada corazón humano. Al reavivar esa chispa divina, podemos convertir en positivos los pensamientos, palabras y acciones negativos.

Las palabras positivas y luminosas son un poder creativo que brota de la conciencia sublime y sagrada de cada ser humano, la conciencia de la vida misma. Creo que al ejercer el poder de palabras llenas de luz en nuestra vida diaria, podemos desatar el impulso hacia la creación de un futuro maravilloso en la Tierra.

Ahora es el momento en que podemos hacer que suceda. Desde ahora mismo, dejemos de legar palabras negativas a las generaciones futuras. Que nuestro legado no incluya más hostilidades, guerras, ira o codicia, no más discriminación ni conflictos; no más pobreza ni hambre, no más enfermedad. Que nuestro legado sea el de un ilimitado potencial, dignidad, respeto y amor humano.La decisión depende de nosotros.

Que la Paz prevalezca en la Tierra.

 http://fujideclaration.org/

Eventos donde se presentará la declaración

Fuentes e Informacion:

http://fujideclaration.org/

https://www.facebook.com/pages/La-Declaracion-de-Fuji-en-Español/932771346734057?sk=timeline

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s